• Francisco a OMP


    Discurso a la Asamblea OMP
  • Octubre 2019: Un mes misionero


    El Papa propone celebrar un mes dedicado a la Misión en el centenario de Maximun Illud
  • Discurso del Cardenal Filoni a OMP


    "El Evangelio nunca está anunciado por completo. La misión es el corazón de la fe"
  • Guía Compartir la Misión


    Propuestas de Voluntariado Misionero y #VeranoMisión para jóvenes

13 de junio de 2017

SEMANA ESPAÑOLA DE MISIONOLOGÍA 2017

Del 3 al 6 de julio de 2017 se celebrará en Burgos la 70 Semana Española de Misionología bajo el lema: "La Familia y la Misión"




La Semana de Misionología 2017 tiene como tema central "La familia y la Misión"


Conferencia inaugural:
“Amoris Laetitia y misión” a cargo de Mons. Mario Iceta, obispo de Bilbao, para descubrir la dimensión misionera de la familia que subyace en la Exhortación Apostólica Amoris Laetitia.

Ponencias:
“La Iglesia se hace misión en la familia” a cargo del profesor Eloy Bueno de la Facultad de Teología del Norte–Burgos, y “El fundamento teológico de la familia que vive la misión” a cargo de la profesora María Jesús Hernando de la Universidad San Dámaso de Madrid, tratarán de situar la familia en la actividad misionera de la Iglesia y fundamentar teológicamente a la familia como sujeto y agente de evangelización.
“La familia misionera en la sociedad actual” a cargo de la profesora Salomé Adroher Biosca de la Universidad de Comillas, Madrid que pretende describir los principales retos y desafíos que la sociedad actual plantea a la familia cristiana para promover una acción misionera en ella.
“Valores familiares para sociedades líquidas” a cargo del profesor Agustín Domingo Moratalla de la Universidad de Valencia y UIMP, mostrará como la institución familiar es uno de los mejores vehículos para trasmitir valores públicos, entre ellos, la fe.

Conferencia claurusa:
La conferencia de clausura "La familia, bien necesario para la sociedad" a cargo de Pilar Gonzálvez Vicente, Directora General de Servicios para la Familia y la infancia del Ministerio de Sanidad, Servicios sociales y igualdad.

Mesas redondas:
Además de las ponencias, a lo largo de la 70 Semana de Misionología tendrán lugar diferentesmesas redondas "Experiencias de familias en la Misión"; "Misión en contextos familiares diversos" y "Familia en Misión "aquí y ahora" en las que se dialogará en profundidad sobre el tema principal de la edición de este año "La familia y la Misión" con la experiencia de tres matrimonios misioneros en misiones; abordando el tema de la propuesta de acogida y de misión en contextos familiares diversos; y presentar la actividad misionera “ad intra” con familias agentes de evangelización en su vida cotidiana.


Recursos: 
            Descargar programa
            Descargar ficha de inscripción y enviarla a Delegación de Misiones de Burgos
            

Las inscripciones para Semana de Misionología se pueden hacer en:
Delegación Diocesana de Misiones de Burgos
Descargar ficha de inscripción y enviarla a Delegación de Misiones de Burgos
Eduardo Mtnez. del Campo, 16, 1º-I
09003 Burgos
Tfno. (947) 20 10 04
Fax. (947) 20 51 79
burgos@omp.es
http://misionesdeburgos.blogspot.com

5 de junio de 2017

El Papa convocará un "MES MISIONERO" en 2019

El Cardenal Filoni, prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, comunicó la convocatoria de un “Mes misionero” para octubre de 2019, con motivo de la celebración del centenario de la Carta Apostólica Maximun Illud de Benedicto XV. El se hizo durante la Asamblea Anual de OMP que tiene lugar estos días en Roma y a la que asisten directores de OMP de todo el mundo.





Según informa Vatican Insider el cardenal Fernando Filoni, Prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, anunció a la Asamblea General de OMP que se está celebrando en Roma, que el Papa Francisco "ha aceptado la petición de convocar, para toda la Iglesia, un Mes extraordinario dedicado a la oración, a la caridad, a la catequesis y a la reflexión teológica sobre la Misión". La finalidad de este mes, afirma Filoni, es "tener un tiempo especialmente dedicado a la misión, con el fin de poder reavivar en el Pueblo de Dios la conciencia bautismal de la participación de todos los fieles, a la llamada misionera de la Iglesia". El «mes misionero» será celebrado por toda la Iglesia en octubre de 2019, con motivo del centenario de la «Maximun Illud», la carta apostólica «misionera» promulgada por el Papa Benedicto XV el 30 de noviembre de 1919. 

Según el portal de La Stampa,  la celebración del mes misionero "no se reducirá a la conmemoración de este texto del Magisterio papal, tan crucial para la misionariedad de toda la Iglesia, sino que será, sobre todo, la ocasión para reavivar en todos una verdadera conversión misionera y un auténtico discernimiento pastoral para que todos, fieles y pastores, vivan en estado permanente de misión". "Desde hace algunos años- recuerda el cardenal Filoni- el Papa Francisco estimula a las Obras Misionales Pontificias y nos llama a reavivar el ardor y la pasión de los santos y de los mártires, sin los cuales nos reduciríamos a una ONG que reúne y distribuye ayudas materiales y ayudas".

El Cardenal Filoni, prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos manifestó el deseo de proponer la fuerza misionera en el anuncio evangélico que une "la preocupación pastoral del Papa Benedicto XV en la «Maximum Illud» y la misionariedad de la exhortación apostólica «Evangelio gaudium», del Papa Francisco.  De hecho, la Carta apostólica publicada hace un siglo parece tener hoy una carga de fuerza profética arrolladora, con respecto a las dinámicas y a las formas de la acción misionera al servicio del anuncio del Evangelio.

Leer artículo completo en Vatican Insider:



                                                                                                                      Fuente: OMP España

30 de mayo de 2017

OMP pide al gobierno que reconozca el papel de los misioneros en la nueva Ley del Voluntariado

Obras Misionales Pontificias pide al Ministro de Justicia que reconozca el papel de los misioneros como voluntarios en labores humanitarias


Representantes de la Iglesia Española entre los que se encontraba Anastasio Gil Garcíadirector nacional de OMP, mantuvieron ayer una reunión con el ministro de Justicia, Rafael Catalá, en ella manifestaron su interés en que se reconozca el papel de los misioneros como voluntarios en labores humanitarias y en adecuar los estudios eclesiásticos a la normativa europea sobre títulos universitarios.

En declaraciones a la Agencia EuropaPress, Anastasio Gil García, afirma que: "La situación de los españoles no religiosos que son misioneros en países de todo el mundo y no pueden cotizar a la Seguridad Social es una preocupación que se tiene desde hace tiempo. Esa preocupación se trasladó ya hace un año a los obispos españoles durante la celebración de la CVII Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española (CEE), en abril de 2016. "Son voluntarios que parten a la misión sin ninguna contraprestación económica. No son cooperantes, ni pueden ser considerados como tales. Al no ser reconocidos como empleados por cuenta ajena, ni siquiera tienen la posibilidad de darse de alta en la Seguridad Social. Igualmente, carecen de una cobertura sanitaria para cualquier enfermedad o accidente", precisó Gil.

"La diferencia entre el laico misionero y el cooperante radica en el contrato, inexistente en el caso de los primeros. Al no tener un contrato laboral, no se pueden dar de alta en la Seguridad Social y tampoco cotizar. Los convenios especiales permiten a estos misioneros no religiosos cotizar mediante el ingreso de una cuota mensual que, según indicó Gil en declaraciones a Europa Press, es de 150 euros como mínimo, una cantidad "más allá de las posibilidades de estos misioneros"
EuropaPress
25 de mayo de 2017


Fuente: OMP España                                                                                              

26 de mayo de 2017

ASAMBLEA OBRAS MISIONALES PONTIFICIAS ESPAÑA

"Infancia Misionera: Propuestas para la formación misionera de los niños" será el tema de la próxima Asamblea de Obras Misionales Pontificias España que se celebrará del 5 al 7 de junio de 2017.



La Comisión Episcopal de Misiones y Cooperación entre las Iglesias y la Dirección nacional de las Obras Misionales Pontificias organizan conjuntamente las Jornadas Nacionales de Delegados Diocesanos de Misiones y Asamblea Nacional de Directores Diocesanos de las OMP.

En la edición de este año se centrarán sobre la Obra Pontificia de la Infancia Misionera, porque actualmente es frecuente observar que en los ámbitos de la educación cristiana de niños y adolescentes la dimensión misionera está siendo considerada como una actividad con ocasión de una Jornada misionera o como un recurso pedagógico para suscitar en los niños la admiración y la cooperación con los misioneros y misioneras. Esta percepción desvela que la dimensión evangelizadora y misionera de la iniciación cristiana puede ser concebida como una simple actividad. 

Ante este peligro se considera necesario reflexionar sobre el carisma fundacional de Infancia Misionera para redescubrir que esta iniciativa pastoral:  considera a los niños no tanto como destinatarios sino como protagonistas de la actividad misionera; fomenta el desarrollo del carácter universal de la fe; promueve la cooperación entre todos los niños del mundo; canaliza la necesidad de compartir lo que se ha recibido para vivir la experiencia de la gratuidad; y favorece la “salida” de los ámbitos del propio entorno para conocer y amar al otro, distinto por la raza, lengua, cultura o religión.  

La Obra Pontificia de la Infancia Misionera tiene un carácter educativo que se centra en la formación infantil y pone las bases para el nacimiento de comunidades cristianas capaces de favorecer: la llamada misionera a la vida consagrada o al sacerdocio; la asunción de responsabilidades misioneras en el laicado; la práctica de la limosna evangélica donde los cristianos comparan entre ellos los dones recibidos; y la presencia de discípulos misioneros que transmiten con su testimonio la fe recibida.

Estas jornadas pretenden ser además de una actividad de formación misionera para los principales responsables diocesanos de misiones, un tiempo de convivencia fraterna entre los responsables de la animación, formación y cooperación misioneras en las diócesis, junto con aquellas personas que colaboran con la actividad misionera de la Iglesia.

Destinatarios:
Delegados Diocesanos de Misiones y Directores Diocesanos de las OMP.
Consejo Nacional de Misiones. 
Coordinadores del SCAM.

Finalidad:
Conocer y analizar la situación actual de la infancia y adolescencia en España y de los ámbitos de transmisión de la fe (familia, escuela, comunidad cristiana) en los aspectos relacionados con la actividad misionera de la Iglesia.

Reflexionar sobre la necesidad de desarrollar coherentemente la dimensión misionera en los procesos de formación cristiana de niños y adolescentes.

Profundizar en la aportación que hoy puede ofrecer la Obra Pontificia Infancia Misionera en la formación evangelizadora y misionera de niños y adolescentes. 

Intercambiar experiencias sobre la animación, formación y cooperación misioneras de niños y adolescentes, y sobre las ayudas que ofrece Infancia Misionera a sus educadores.

Celebrar la Asamblea anual de las Obras Misionales Pontificias con la presentación de su Memoria pastoral y económica 2016.


Preparar la 91 Jornada Mundial de las Misiones, DOMUND 2017.

Contenidos:
Acercamiento a la situación actual para conocer cómo estos niños y adolescentes (8 a 14 años) están caminando en su formación cristiana, qué lugar está ocupando la dimensión misionera en estos procesos y qué estrategias educativas siguen sus educadores (padres, maestros, catequistas).

Reflexión sobre la actualidad del carisma fundacional de la Obras Pontificia Infancia Misionera y su aportación a la educación cristiana de niños y adolescentes.

Intercambio de experiencias pastorales de animación y formación misionera, y presentación de testimonios misioneros para fortalecer la actividad misionera con la infancia.

Propuesta de acciones concretas para dinamizar la formación misionera de los niños y adolescentes a través de los servicios diocesanos de misiones.

Presentación de la Jornada mundial de las Misiones (DOMUND 2017) y del Mensaje del Papa Francisco para esta Jornada.
                                                                                                          
                                                                                                                         Fuente: OMP España

5 de mayo de 2017

VOCACIONES NATIVAS 2017 El Espíritu de Dios necesita todos los colores para expresarse bien

El Espíritu de Dios necesita todos los colores para expresarse bien. La Iglesia es católica y se debe ver católica”. Con estas palabras define el secretario general de la Obra Pontificia de San Pedro Apóstol, Fernando Domingues, el florecimiento de las vocaciones en territorios de misión.



Como responsable del que puede considerarse el observatorio de las vocaciones en todo el mundo,Domingues no comparte la opinión generalizada de que en la Iglesia hay una crisis vocacional:“La situación de las vocaciones en la Iglesia es muy buena”. Como ejemplo, cita el ejemplo del continente africano, donde hace 150 años no había consagrados, y hoy, “la mayor parte de las iglesias en África están en manos del clero nativo”. El secretario de esta Obra Pontificia añade que“en algunos países no hay problema de vocaciones sino de dinamismo apostólico y misionero de nuestras comunidades” y al recordar la indicación de Pablo VI de que “hay que evangelizar cada nueva generación”, se pregunta si hemos sabido transmitido “fe y alegría a los jóvenes”.

En las iglesias jóvenes se siente ya “el dinamismo misionero”. En uno de sus viajes por los territorios de misión, el propio Domingues escuchó a un grupo de seminaristas keniatas decir: “El Evangelio tiene que viajar por el mundo; el Evangelio que recibimos es nuestra responsabilidad. Somos cristianos y tenemos derecho a colaborar”. “Las semillas plantadas por los misioneros han producido frutos abundantes”. Así lo atestiguan miles de vocaciones nativas surgidas gracias a esa primera evangelización llevada a sus países por los misioneros, como Agapit Gbegnon, un sacerdote de Benín que hace su doctorado en la Facultad San Dámaso de Madrid, y que de niño imitaba “a los misioneros blancos Combonianos y jugaba a celebrar Misa”.

La Obra de San Pedro Apóstol trabaja apoyando a estas vocaciones nativas de los Territorios de Misión, también económicamente; aunque en este aspecto, Domingues tiene las cosas muy claras: “La ayuda es mínima, porque la dependencia hace mal y es contraria a la dignidad del hombre”. En este sentido, varios obispos africanos piden que los seminaristas hagan al menos una parte de la formación en medio de su pueblo. Por ejemplo, los seminaristas de “Providencia Dei”, un Seminario que se encuentra en un ambiente rural en Parakou (Benin), se preparan al sacerdocio continuando con su vida rural, y en el Seminario de Antsirabé, Madagascar, los seminaristas trabajan en la cosecha del arroz, para ayudar a su sostenimiento.

Estas vocaciones son el fruto de la inculturación del Evangelio en los Territorios de Misión, que se ha producido a través de un diálogo paciente entre fe cristiana y cultura local. Como dice Domingues, “el proceso de inculturación debe llevar mucho tiempo; lo inician los misioneros, pero lo deben seguir las comunidades locales”. Este es el modo en el que la Iglesia sigue creciendo en todo el mundo y con Ella, muchas vocaciones a la vida religiosa y sacerdotal. 


Dora Rivas
OMP - Comunicación con los misioneros

28 de abril de 2017

OBRA PONTIFICIA SAN PEDRO APÓSTOL




¿Qué es la Obra de San Pedro Apóstol?


Es una institución de la Iglesia católica para ayudar a las Iglesias más jóvenes en la formación y acompañamiento de las vocaciones al sacerdocio y a la vida consagrada.
La Obra Pontificia de San Pedro Apóstol sostiene a las vocaciones que Dios suscita en las misiones. En los territorios de misión son muchas las vocaciones, pero escasos los recursos para su formación.

Nació en 1889, cuando Estefanía y Juana Bigard (madre e hija) leyeron una carta del obispo francés de Nagasaki, que los cristianos japoneses, por temor a la persecución, tenían miedo de acercarse a los misioneros extranjeros, lo que no ocurriría si los sacerdotes fueran naturales de su mismo país. Las dos laicas francesas comienzan una gran actividad para implicar a la Iglesia en el sostenimiento de las vocaciones en los Territorios de Misión. El Papa Pío XI asumió esta iniciativa privada como suya y de toda la Iglesia, y en 1922 le dio el carácter de “pontificia”.

La Obra de San Pedro Apóstol organiza la Jornada de Vocaciones Nativas para poder sensibilizar y conseguir apoyos para estas vocaciones, que nacen en los Territorios de Misión fruto de la Palabra sembrada por los misioneros y que son el futuro de la Iglesia. Este año se celebrará el próximo 17 de abril.


CUATRO INICIATIVAS MISIONERAS, UNA INSTITUCIÓN 
La Obra de San Pedro Apóstol es una de las cuatro Obras Misionales Pontificias, institución que trabaja para sostener los Territorios de Misión. Con cada una de las cuatro obras que la conforman, ayuda a diferentes sectores de estas Iglesias jóvenes, que necesitan ayuda para poder subsistir:

Obras Misionales Pontificias
Propagación de la Fe
infancia Misionera
San Pedro Apóstol
Pontificia Unión Misional
Sostiene el funcionamiento ordinario de las diócesis, y sus necesidades extraordinarias
Implica a los niños del mundo en la ayuda a la infancia de las Iglesias jóvenes
Apoya a las vocaciones que surgen en los Territorios de Misión
Fomenta la formación misionera a toda la Iglesia, y vela para que las otras obras funcionen